fbpx

Blog

Metales Preciosos de Inversión

 

Blog

Metales Preciosos de Inversión

Blog

Metales Preciosos de Inversión

¿Por qué debería plantearme invertir en plata en 2021?

31 marzo 2021
Por que deberia plantearme invertir en plata en 2021

La plata fue la estrella entre los metales preciosos durante 2020. Aunque su recorrido no fue tan espectacular como el del oro, que alcanzó su máximo histórico el pasado mes de agosto, se comportó de una forma consistente y superó a aquél en términos de revalorización, con más de un 40% a lo largo de un año especialmente complicado. ¿Qué ventajas puede tener para el inversor confiar en la plata durante este año 2021?

 

La plata ha centrado la atención de analistas e inversores durante buena parte de 2020 y lo que llevamos de 2021. Con una revalorización superior a la del oro durante el pasado año, su precio rozó los 30 dólares la onza, un nivel que no alcanzaba desde el año 2013.

Habitualmente considerada como la ‘hermana pobre’ del oro, su evolución está despertando un interés cada vez mayor por parte de los inversores. De hecho, durante varios días del mes de febrero pasado fue objeto de la atención de los pequeños inversores coordinados en Reddit, lo que provocó que su precio volviera a acercarse a esa mítica barrera de los 30 dólares la onza.

 

Monedas de plata eagle

 

Con la plata como uno de los protagonistas del mercado de los metales preciosos en 2021, la pregunta que se hacen los pequeños inversores es: ¿debería comenzar a invertir en plata?

Razones para invertir en plata en 2021

Aunque, por supuesto, la respuesta a esa pregunta depende de muchas variables y, en última instancia, de la voluntad del propio inversor, en este post vamos a aclarar algunas cuestiones relativas a la inversión en este metal precioso.

Entre las principales razones que atraen a los pequeños inversores hacia la plata están las siguientes:

 

  • Invertir en plata es muy simple: No hay que servirse de agentes de bolsa, ni comprender el funcionamiento de los mercados financieros, ni confiar en terceras personas que lleven a cabo la inversión en su nombre. Es tan sencillo como acercarse a un comercio o distribuidor de confianza y debidamente acreditado, y adquirir plata física en forma de pequeños lingotes o monedas que, además, son muy coleccionables, lo que puede proporcionar un interés añadido al hecho de invertir.

 

  • La plata es más barata que el resto de metales preciosos: En el momento de escribir estas líneas, el precio de la plata es de alrededor de 25 dólares la onza. Esto quiere decir que, por un precio inferior a los 30 euros es posible adquirir una onza de este metal. A partir de ahí, el límite lo pone cada inversor, pero el precio de entrada no constituye un elemento disuasorio, como en el caso del oro (la onza de este metal, ahora mismo, cotiza a más de 1.730 dólares).

 

  • Se trata de un metal muy versátil: Los inversores más importantes del mundo no dejan de invertir en plata, aunque sea una pequeña porción de su cartera de inversión. La razón es que es un metal esencial para muchos mercados: según Statista, las dos terceras partes de la demanda de plata en 2019 y 2020 fue a parar a sectores industriales como la fotografía, las aplicaciones fotovoltaicas y la medicina, además de la joyería, platería e inversión física, en lingotes y monedas.

 

  • Puede ser la entrada hacia otras inversiones: Como señalan desde el blog de Gainesville Coins, “muchos pequeños inversores se sienten intimidados a la hora de invertir en activos tangibles. La plata puede ser una de las mejores entradas hacia la inversión en commodities físicas. Se puede entrar a un precio muy bajo y ver qué tal va. Si la experiencia es positiva, el inversor puede estar inclinado a invertir en metales más valiosos, como el oro, el platino o el paladio”.

Cuestiones que hay que tener en cuenta

Por otro lado, la inversión en plata puede tener algunos inconvenientes que es preciso examinar antes de decidirse.

  • La plata física ocupa sitio: La mejor forma de invertir en plata es hacerlo en el metal físico, ya sea en forma de lingotes o de monedas de inversión (habitualmente de una onza troy, conocidas como bullion). Otras fórmulas como los ETF o plata sin asignar no son recomendables, ya que el cliente tan solo obtiene un papel que certifica la supuesta propiedad de parte del metal, que nunca llega a tener en sus manos. El problema es que la plata física ocupa más sitio que el oro, ya que es menos densa y tiene menor valor por onza troy (31,10 gramos). Por ejemplo, invertir 680 euros en plata supone hacerse aproximadamente con un kilo del metal; hay que tener previsto dónde almacenar esa plata: en casa, con las medidas de seguridad adecuadas, o confiarla a una empresa especializada, lo que supone un coste mensual.

 

Lingote de plata

 

  • Está gravada con el IVA en la Unión Europea: A diferencia del oro de inversión, la plata está gravada con el IVA en España, igual que en el resto de países de la UE. Eso quiere decir que el cliente deberá pagar un sobreprecio del 21% cuando adquiera la plata física, lo que hay que tener en cuenta cuando se quiera vender la plata y recuperar lo invertido.

 

El mejor objetivo es a largo plazo: Como en el resto de inversiones en metales preciosos, el inversor debe ser paciente, ya que no es un activo adecuado para ‘dar el pelotazo’ y enriquecerse a corto plazo. Por eso, el inversor debe tener claro el horizonte de su inversión antes de decidirse por un activo u otro. Si no es capaz de esperar a recoger los frutos, más que inversión será especulación, y para ello no son adecuados los metales preciosos

 

Descarga GRATIS el ebook
Consulta gratuita SEMPI Gold España

El oro de inversión al que se refiere esta web adquiere su denominación en el ámbito tributario, al tratarse de oro de ley 999,9/1.000 (oro puro).
Art. 140bis ley 37/1992 del 28 de Diciembre del impuesto sobre el valor añadido.

info@metalesdeinversion.com  | Tel. 910 052 162

c/ Miguel Yuste 11, 3º Planta.

28037 Madrid

SEMPI Gold España © 2020